luns 10/08/20
Durmió esta noche en el albergue de A Gudiña y ha vuelto de nuevo a As Ferreiras, donde fue localizado

La familia del hombre que apareció durmiendo en la estación de servicio de Riós denunció su desaparición en 2019

Atanasio Núñez tiene raíces en Camba (Laza). Pasó la noche en el albergue de A Gudiña, pero no tardó en poner pies en polvorosa. Su desaparición había sido denunciada hace poco más de un año en Barcelona. Esta misma mañana volvió a dejarse ver en la estación de servicio de As Ferreiras (Riós)

La familia directa de Atanasio había denunciado su desaparición en marzo del 2019.
La familia directa de Atanasio había denunciado su desaparición en marzo del 2019.

La publicación de la imagen por Diario do Támega del hombre que llevaba dos días durmiendo al raso en la estación de servicio de As Ferreiras, en O Riós, alertó a su familia, tanto a la más cercana como a la que también se halla en Barcelona. Allí, en la capìtal catalana, hace poco más de un año se había denunciado la desaparición de Atanasio Núñez, entonces con 51 años y con un trastorno mental que exigía medicación continuada. 

Desde aquella fecha, aunque en momentos muy puntuales, han tenido conocimiento de sus movimientos, si bien, como así han asegurado, llevaban bastante tiempo sin tener claro su paradero, "llegamos a buscarlo incluso de manera insistente por Madrid y sus poblaciones cercanas", señalan. Fue notificada su desaparición el pasado 18 de marzo de 2019 pero, antes los escasos éxitos en su localización, acabaron desactivando la denuncia. Más tarde fue visto por Verín, en varias ocasiones, momento en el que su familia volvió a tener noticias suyas por terceros que habían advertido su presencia. 

Según fuentes consultadas, Atanasio Núñez padece un ligero trastorno que, por el momento, no le impide realizar una vida aparentemente nómada -no dispone de domicilio físico en la comarca- sin mayor trascendencia que la que supone para él el tener como techo la intemperie en la mayoría de las ocasiones. Él mismo ha manifestado que no desea mantener contacto alguno con su familia más directa y es evidente que su espíritu es el de un alma libre. Ayer ingresaba en el albergue de A Gudiña, y esta misma mañana regresaba a la estación de servicio en el que había sido localizado. Agentes de la Guardia Civil de O Riós ordenaron su traslado en ambulancia al hospital de Verín.

Su familia ha iniciado los trámites para lograr su incapacitación judicial pero, hasta el momento, no hay ninguna resolución que le retire su propia tutela. Si los servicios sociales del Concello de Laza -es natural de Camba- no activan todos los mecanismos pertinentes para proveerle de algún techo que impida sus pernoctas al aire libre, seguirá siendo un ciudadano del mundo con las estrellas como cobijo. 

La familia del hombre que apareció durmiendo en la estación de servicio de Riós...
comentarios