domingo 29/11/20
Una patrulla de Tráfico llegó poco después de las 5:30 horas de este domingo al lugar de los hechos

Tiran un colchón al Támega delante de la Guardia Civil y los agentes les sancionan y obligan a recogerlo

Las noches de Verín comienzan a dar para mucho después del periodo de Estado de Alarma. Un vídeo, que recorre las redes en la villa, muestra como una joven lanza un colchón al río delante de la Guardia Civil de Tráfico, que le obliga a recogerlo, además de sancionar al conductor del automóvil por excederse en la tasa de alcohol permitida en sangre

Vídeo que circula por las redes en la villa, en el que se recoge la escena del lanzamiento del colchón al río Támega.

Lo que podría tratarse de una broma más de un grupo de jóvenes que disfrutaban en exceso de la noche del sábado al domingo en Verín, le ha costado un juicio rápido al conductor del vehículo por su elevada tasa de alcoholemia y un desplazamiento al punto limpio de la localidad de Pazos, en Verín, después de haber recogido el colchón que acababan de tirar al río Támega desde el puente de San Lázaro. 

El vídeo es lo suficientemente explicativo aunque no recoge la secuencia de los hechos en su totalidad. Al parecer, según fuentes policiales, el vehículo que protagoniza el incidente, conducido por un varón cuya tasa de alcoholemia convertía en delito su actitud al volante, se hallaba pasadas las 5:30 horas interrumpiendo el tráfico de la Nacional 525 a su paso por la villa de Verín, a la altura del puente de San Lázaro. Delante de él, y en la calzada, un colchón que uno de los ocupantes intentaba lanzar al río Támega sin mucho éxito en la operación. El vehículo había "atropellado" metros atrás al colchón, que se hallaba tirado en la vía pública y lo estaba arrastrando en los bajos del automóvil, hasta que fueron advertidos de que lo llevaban debajo.

La circulación se interrumpe por varios minutos hasta el punto de que, ironías del destino, acaba apareciendo por detrás y como el primero de los vehículos en detenerse, uno del Destacamento de Tráfico de la Guardia Civil de Verín. 

Después del ciudadano luso que transportaba una botella industrial de propano en su motocicleta en Feces, y al que también habían sancionado, seguramente ha sido la del domingo la segunda de las intervenciones más difíciles de calificar, por esperpéntica, de los agentes del Instituto Armado encargados de la regulación de la circulación. 

Los ocupantes del vehículo, quizás sin percatarse claramente de que los dos varones que viajaban en el automóvil que estaba detrás de ellos pertenecían a un cuerpo policial, completan la faena lanzando el colchón al cauce del río Támega.

Lo que el vídeo que aquí se acompaña no recoge es la posterior intervención de los agentes, que realizaron la prueba de alcoholemia al conductor del vehículo y obligaron a los ocupantes que lanzaron el colchón al río a recogerlo y depositarlo en el punto limpio de Pazos (Verín). 

Tiran un colchón al Támega delante de la Guardia Civil y los agentes les sancionan y...
comentarios
Entrando na páxina solicitada Saltar publicidade