domingo. 16.06.2024

OPINIÓN | Perfil bajo

Así denominamos a quienes no dicen "esta boca es mía". Es decir, a quienes tragan.

Lamento mucho verme obligado a renunciar a esa cómoda forma de existencia y tener que clamar al cielo semana sí y semana no a la hora de describir lo que forma parte de mi día a día.

Desde hace un mes y pico estuvimos quejándonos de una alcantarilla que desperdiciaba mucha agua.

Después de avisar muchos vecinos por separado nos animamos a meter a la prensa en la ecuación.

La víspera de la publicación descubrimos con asombro que el ayuntamiento de Monterrei se había dado por enterado y mandó obreros para solucionar el asunto.

Qué pena que, una vez cerrado el foco del problema decidieran dejar abierto, sin cerrar, el suelo por el que todos nos vemos obligados a pasar.

Sé que no es así, o quiero convencerme de ello, pero sólo se movió ficha ante la inminencia de una publicación en prensa, es decir: pesa mucho más la vergüenza al escándalo que el afán por el deber cumplido.

Aquí seguimos, casi catorce días después de que movieran ficha, sin que nadie del ayuntamiento de Monterrei mueva un dedo por cerrar las obras de Albarellos.

Muy triste, y en absoluto algo aceptable.

OPINIÓN | Perfil bajo
Comentarios