Imprimir

Acusan a una médica del centro de salud de Verín de negarle asistencia a una niña porque "no tenía la PCR hecha"

Xosé Lois Colmenero | 07 de setembro de 2020

Élida Fernández, con la reclamación interpuesta en el centro de salud este lunes.
Élida Fernández, con la reclamación interpuesta en el centro de salud este lunes.

Segunda reclamación por el excesivo celo de algunos de los profesionales del centro de salud de Verín en respetar las recomendaciones de la asistencia telefónica impuestas por la Consellería. Una doctora echó de la consulta a una niña y su padre por una sospecha de COVID y se negó a atenderla hasta no conocer si la PCR daba negativo

El celo con el que algunos de los profesionales médicos del centro de salud verinense se están tomando lo de la atención telefónica comienza a ser preocupante, a tenor de las reclamaciones que está recibiendo la dirección del mismo. Dos semanas atrás, esta redacción se hacía eco de la reclamación de una mujer a la que, según su versión y que así dejó reflejada en la oportuna reclamación, abroncaron por acudir al ambulatorio sin haber aguardado la oportuna llamada telefónica mientras soportaba los dolores propios de una infección de orina. 
El caso del pasado sábado, día en el que ocurrieron los hechos, es todavía peor. Directamente, como así refleja en la queja la madre de la menor, "se negaron a atender a mi hija de ocho años porque, y así nos lo dijo de muy malas maneras, no tenía la PCR hecha". 
Según el relato de la progenitora, el marido de ésta acudió pasadas las 13:30 horas con su niña porque "tenía dolor de garganta, oído y tos, ¡pero no fiebre! a las urgencias del centro de salud de Verín, que las tiene hasta las 15:00 horas. En la consulta, lo primero que preguntó la doctora fue si la pequeña tenía la PCR hecha, cuando mi marido le dijo que no, les pidió desagradablemente que saliesen de allí sin tan siquiera examinarla", dice Élida Fernández. 

En la consulta, lo primero que preguntó la doctora fue si la pequeña tenía la PCR hecha, cuando mi marido le dijo que no, les pidió desagradablemente que saliesen de allí sin tan siquiera examinarla.


La médica que los recibió pidió la PCR para la niña y "les dijo que ya les llamarían. Al cabo de una hora, y como mi pequeña seguía con el dolor, decidí acudir a Urgencias del hospital de Verín. Allí, un médico con las oportunas medidas de protección (bata, mascarilla, pantalla y guantes) la consultó y le recetó el antibiótico para las placas de garganta que le diagnosticó", relata.

Una hora después de que se negasen a atenderla la llevé a Urgencias del hospital, donde la atendieron con todas las medidas de protección y le recetaron el antibiótico para la infección de garganta que tenía


Élida Fernández decidió interponer una reclamación contra el centro de salud, en el que le negaron incluso el nombre de la doctora que atendió a su pareja e hija inicialmente porque "yo, por mi profesión de peluquera, no le pido ninguna PCR a nadie si es que lo vemos carraspear o estornudar. Y por mis manos pasan 10 o 12 personas todos los días. La doctora debió atender a mi hija con las debidas protecciones y si tenía la sospecha de que podía ser un positivo, que no lo fue, solicitar la prueba. Y si tenía miedo, haberlos derivado al hospital, pero no pedirme que mi hija se aguantase hasta que el resultado de la PCR fuese negativo", concluye. 

Podes ver este artigo na próxima dirección /articulo/verin/madre-acusa-centro-salud-verin-negarle-asistencia-medica-hija-porque-tenia-pcr-hecha/20200907102746010767.html


© 2020 Diario do Támega

O primeiro dixital da comarca de Monterrei