martes 24/11/20
El artista coruñés ultima otra de sus "superabuelas" en la fachada de un edificio de la calle Irmáns Moreno de Verín

Monteval y Yoseba MP hacen mucho más grande a Isabel Alonso

Ana Pardo, la gerente de Monteval, tuvo claro que un buen destino de los fondos que cada año su institución destina a la conmemoración del día internacional contra la violencia de género serían, en este pandémico 2020, el del reconocimiento a toda una vida de sacrificio, la de la primera mujer en inscribirse en la Denominación de Origen Monterrei: Isabel Alonso

Yoseba MP está a punto de terminar el mural de la "superabuela" Isabel Alonso. | FOTO: Xosé Lois Colmenero.
Yoseba MP está a punto de terminar el mural de la "superabuela" Isabel Alonso. | FOTO: Xosé Lois Colmenero.

Este lunes, Isabel Alonso Pardo, de 88 años y la primera mujer en registrarse en la Denominación de Origen Monterrei como viticultora de Oímbra, se "visitaba" a sí misma. El polifacético Rubén Riós la entrevistaba para el documental de un canal de TV alemán mientras el autor del retrato más grande que la octogenaria hubiese podido soñar, Joseba Muruzábal, más conocido como Yoseba MP, ultimaba otra de sus "fenómenas do rural". 

Isabel Alonso Pardo, en su visita al mural que se pinta con ella de protagonista en Verín.Isabel Alonso Pardo, este lunes, repasando un álbum de imágenes a pocos metros de su mural. | FOTO: Rubén Riós. 

Alonso Pardo es, por el momento, la última de las protagonistas del artista coruñés en su serie de cuadros y murales con los que intenta retratar a la auténtica mujer rural gallega. El primero de ellos nació en 2016 para el festival de pintura urbana Desordes Creativas, en Ordes (A Coruña). Uno de los tramos de la N-550, que comunica la capital herculina con Tui (Pontevedra), se le conoce como la ruta do grelo, característica porque en ella se colocan, a pie de asfalto, muchas mujeres que comercializan los excedentes de sus cosechas. Así nació la primera de las grandes abuelas gallegas, A greleira de 50 pés.

Luego vendrían otras muchas, hasta la más cercana a la olimbriguense: Erundina, otra vendimiadora, pero en este caso de la Ribeira Sacra. Nacida en una pequeña aldea de la montaña de Quiroga, en Lugo, esta superabuela acudía cada año a la vendimia hasta que sufrió una rotura de cadera que la "encadenó" al carro de la compra que también aparece en el mural. 

La protagonista local, Isabel, no se apea de la cesta, elemento indispensable para la que supuso la actividad de gran parte de su vida: el cultivo de la vid. La presidenta del Consello Regulador de la Denominación de Origen Monterrei en su día, Asunción Rodríguez Zarraquiños, justificaba así la inclusión de la nueva protagonista de un mural de Yoseba cuando la institución local decidió nombrarla cofrade en 2015: "La mujer siempre tuvo una gran importancia en este sector, y su labor siempre estuvo demasiado oculta". Por aquel entonces comenzó a restañarse parte del agravio con ese género. Cuando Muruzábal concluya su impresionante mural, se habrá avanzado un paso más. 


La idea nació de otra mujer de Oímbra

Ana Pardo, gerente del Grupo de Desarrollo Rural Monteval, es la madre de la idea. "La asociación dispone todos los años de un fondo con el que financiamos determinadas actividades con las que intentamos aportar nuestro grano de arena en una lucha que en el mes de noviembre tiene un día muy especial, el 25, el del día internacional de la eliminación de la violencia contra la mujer. La pandemia nos impidió llevarlas a cabo y pensamos que, conociendo la obra de Yoseba, sería interesante reconocer en Verín la vida y obra de alguna de nuestras mujeres del rural. Pensamos que reconocer y premiar de esta forma el sacrificio durante toda su vida de Isabel sería una buena forma de aprovechar esos recursos", asegura Pardo. 

El Concello de Verín, a través de su teniente de alcalde Diego Lourenzo, y la colaboración de la presidencia del Consello Regulador de la Denominación, hicieron el resto. Lourenzo Moura, impulsor en su día de la decoración con claros mensajes de sobrias fachadas a lo largo de la villa, contactó con el artista. Lara Da Silva, la presidenta de la D. O., lo elevó a lo más alto de la fachada que ya pinta gracias al brazo articulado contratado por la institución que preside.

En unos días, la memoria todavía viva de Isabel quedará perenne para todos los verinenses en un retrato que jamás hubiese imaginado
 

Monteval y Yoseba MP hacen mucho más grande a Isabel Alonso
comentarios
Entrando na páxina solicitada Saltar publicidade