mércores 16/06/21
El modus operandi del Gobierno Jiménez fue idéntico al de los encausados en la "Enredadera"

La Fiscalía Anticorrupción halla indicios de delito en la adjudicación del contrato de los radares de Verín

Juan Manuel Jiménez, ataviado con una mascarilla de La Merced y frente al micrófono de la cadena de radio de los obispos. | FOTO: Xosé Lois Colmenero.
Juan Manuel Jiménez, ataviado con una mascarilla de La Merced y frente al micrófono de la cadena de radio de los obispos. | FOTO: Xosé Lois Colmenero.

La Fiscalía Especial contra la Corrupción y la Criminalidad Organizada acaba de remitir a la Fiscalía Provincial de Ourense una comunicación en la que le interesa la investigación de los hechos en su día relatados por este diario sobre el contrato de adjudicación del sistema de radares y punto foto en rojo previsto por el Gobierno Jiménez y que el actual alcalde, Gerardo Seoane, desestimó poner en marcha al considerar que se trataba de un "atraco descarado al bolsillo de todos los verinenses". 

La propia Fiscalía Anticorrupción, "examinados los hechos", como así reconoce, deduce que los mismos presentan "conexidad con el objeto de la instrucción que se sigue en el juzgado de instrucción número 2 de Badalona (Barcelona)", por los cuales fueron detenidos y encarcelados de manera preventiva varios alcaldes y concejales, además de empresarios, tras conocerse el amaño descarado de contratos administrativos para la instalación de sistemas de control de velocidad en diferentes ayuntamientos de todo el país

Verín-Enredadera-Fiscalía

La Fiscalía Anticorrupción reconoce que los hechos de Verín presentan "conexidad" con la "Enredadera"

Tres años desde los primeros detenidos

Aquel martes 3 de julio de 2018, la policía detenía a 39 personas -entre ellas 16 alcaldes y concejales y nueve policías locales— y comunicaba la condición de investigados a más de 70 por su presunta implicación en una trama de corrupción en 44 ayuntamientos.

La operación, conocida como "Operación Enredadera", desmantelaba así una red que adjudicó irregularmente decenas de contratos para el control y la gestión del tráfico. Entre los arrestados está el empresario José Luis Ulibarri, imputado en el caso Gürtel y el presidente de la asociación de jefes de policías locales.

La investigación arrancó en julio de 2016 en el Ayuntamiento de Montgat (Barcelona). Entonces, la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía halló indicios del supuesto amaño de contratos municipales para la instalación de radares de tráfico.

Las pesquisas posteriores, dirigidas por el Juzgado de Instrucción 2 de Badalona y la Fiscalía Anticorrupción, extendieron la investigación a toda España, con 580 policías que acabaron por desmantelar esa red.

Los mismos actores, en Verín

Entre los detenidos entonces figuraban los hermanos José Alberto y Jesús Carlos Bueno Regodón, propietarios de la compañía Bilbomática, matriz de Aplicaciones Gespol -la empresa investigada en la operación "Enredadera"- y los mismos que firmaron con Juan Manuel Jiménez Morán el contrato de control de la velocidad en Verín que Gerardo Seoane no llegó a poner en marcha y por el que recibió una demanda de los anteriores reclamándole una indemnización. 

La Fiscalía Anticorrupción halla indicios de delito en la adjudicación del contrato de...
comentarios