domingo 05.04.2020
las recomendaciones del Concello privaron al que fuera párroco de la villa de un merecido y multitudinario adiós

Discreta pero emotiva despedida a Don Manuel

Llegada del féretro con los restos de Don Manuel Sulleiro a la iglesia parroquial de Verín. | FOTO: Xosé Lois Colmenero.
Llegada del féretro con los restos de Don Manuel Sulleiro a la iglesia parroquial de Verín. | FOTO: Xosé Lois Colmenero.

Don Manuel se despidió de su parroquia, quizás como realmente hubiese deseado, sin demasiado protagonismo. El que seguro hubiese sido uno de los sepelios más concurridos de la historia de la villa verinense, se convirtió en una discreta pero muy emotiva ceremonia víctima de las recomendaciones que desde el Concello de Verín se hicieron llegar a los responsables de las pompas fúnebre encargadas de la custodia de sus restos.

A las seis de la tarde estaba prevista la llegada de su féretro a la que fue su iglesia parroquial durante décadas. Poco antes de que entrase a hombros de varios de sus colaboradores en el reconocido Movimiento Junior, comparecía en el atrio del tempo el obispo de Ourense, Monseñor Leonardo Lemos. Instantes después, hacía acto de presencia el hermano del finado, "Don Jorge" Sulleiro, en silla de ruedas. Su presencia enmudeció a los presentes, que homenajearon con un respetuoso silencio su llegada, enviando con él un cálido abrazo al otro integrante del tándem religioso que vio crecer espiritualmente a cientos de verinenses de varias generaciones. 

anxosAnxos y Olga, dos activas integrantes en su día del Movimiento Junior, acudieron vestidas con su camiseta y su bandera a la despedida de su mentor. | FOTO: Xosé Lois Colmenero.

Faltaban cinco minutos para las seis de la tarde cuando llegaba Don Manuel a las puertas de la que fue su parroquia. Allí le esperaban algunas y algunos de los componentes del Movimiento Junior que él capitaneó, portando su bandera y luciendo camisetas con más de treinta años de historia. El oficio religioso fue toda una oda a su dedicación a la comunidad eclesiástica de la localidad, sobre todo a la de más temprana edad. Fue el cura de los jóvenes durante décadas, los mismos que ayer reconocían que gran parte de los excelentes momentos vividos al paraguas de aquel movimiento de juventud se apagaron al conocer el fallecimiento de su impulsor en la comarca. 

Al menos dos despedidas más

Las honras de esta tarde no serán las únicas para Don Manuel. En la iglesia de San Xoan de Ourantes (Punxín), este sábado a las 12:00 horas, está previsto que tenga lugar una eucaristía en su recuerdo. 
Gerardo Seoane, el regidor verinense, señaló esta tarde que "el sentido común indicaba que debíamos y debemos evitar congregaciones de público para no incrementar las situaciones de riesgo de contagio, de ahí que hemos recomendado celebrar los sepelios en las más estricta intimidad. Pero, Don Manuel tendrá el homenaje que su figura se merece cuando toda esta situación preventiva desaparezca", señaló el alcalde de Verín. 

Discreta pero emotiva despedida a Don Manuel
comentarios