domingo 20.10.2019
Le reclama las cuotas por no dar de alta en fines de semana a trabajadores eventuales entre 2015 y 2018

Nuevo varapalo de 40.000 euros de la Inspección de Trabajo al Sergas por defraudar a la Seguridad Social

La Inspección de Trabajo acaba de reclamarle al Sergas otros 40.000 euros de cotizaciones no ingresadas por aquellos eventuales a los que da de baja los fines de semana y por los que ni cotiza ni abona el salario que le correspondería. Entienden desde el Servizo Galego de Saúde que como los centros de salud cierran el fin de semana no existe la obligación de cotizar por sus contratados los sábados y los domingos

As enfermeiras eventuais en loita, que así se denomina o colectivo que está a defender os seus dereitos, concentráronse diante do hospital de Ourense o pasado 12 de setembro.
As enfermeiras eventuais en loita, que así se denomina o colectivo que está a defender os seus dereitos, concentráronse diante do hospital de Ourense o pasado 12 de setembro.

El Sergas mantiene su política de contratación de trabajadores eventuales y las prácticas, según la Inspección de Trabajo, irregulares en materia de cotización a las arcas de la Seguridad Social. Según ha podido saber Diario do Támega, el pasado 3 de octubre del 2019 la Xerencia de Xestión Integrada de Ourense, Verín e O Barco de Valdeorras recibía una nueva acta de liquidación en la que el organismo dependiente del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social le reclama 38.725,75 euros, correspondientes al importe principal de la deuda por cuotas no ingresadas más el oportuno 20 por ciento de recargo, de aquellos periodos comprendidos entre los meses de diciembre del 2015 y diciembre del 2018, ambos incluidos. 

Una vez más, la Inspección de Trabajo, en el propio documento mencionado, describe el método utilizado por el Sergas de manera fraudulenta en la contratación de su personal estatutario: "(...) Los trabajadores han figurado de alta hasta un viernes, baja el fin de semana (sábado y domingo), y nueva alta a partir del siguiente lunes. Incluso, en determinados casos, esta situación de altas y bajas sucesivas se produce durante varias semanas consecutivas y, en otros, además, se comunican bajas igualmente en los días festivos que coinciden entre el lunes y el viernes", detecta el firmante de esa acta de liquidación. 

El liquidador concluye que "la patronal ha omitido el alta y cotización preceptivas en los días correspondientes a los fines de semana y festivos, habida cuenta de que no se ha aportado justificación para las bajas en los mismos, más allá de que en dichos periodos no hay actividad en los centros de salud". Criterio que, evidentemente, no es aplicable a ninguna de las empresas tanto públicas como privadas, que también cierran sus centros de trabajo los fines de semana pero que se ven obligadas a mantener a sus trabajadores en situación de alta y por los que deben abonar los salarios correspondientes. 

OTRA LIQUIDACIÓN MÁS DE UN PERIODO QUE YA HABÍA SIDO REVISADO

El acta que se ha presentado al ingreso de cuotas por parte de la Inspección de Trabajo es una nueva liquidación practicada por el organismo anterior, de falta de contrataciones que en las primeras reclamaciones no habían sido detectadas. El pasado mes de octubre del 2018, el Sergas ya había recibido una comunicación en la que se le solicitaba el ingreso de poco más de 23.000 euros, correspondientes a los años 2016 y 2017: "Vista la propuesta que eleva el órgano competente de la Inspección de Trabajo (...), confirma y eleva a definitiva la liquidación por importe de 23.122,04 euros", por las cotizaciones no ingresadas por el Sergas "correspondientes a todos los trabajadores que prestaron servicios desde el 1 de diciembre de 2016 hasta el 31 de diciembre de 2017 para la patronal, constatándose la existencia de trabajadores que había causado alta para la misma durante varios días siendo baja en los días intermedios correspondientes a festivos y/o fines de semana", entendían entonces desde la Dirección Provincial de la Seguridad Social.

Circunstancia de la que se deduce que la propia Inspección de Trabajo mantiene el celo en la revisión de los contratos de los trabajadores eventuales del Sergas, contrataciones que, dada su ingente cantidad, obligan a la Inspección de Trabajo a realizar varias comprobaciones en las que se están detectando nuevas faltas de cotización. 

Es evidente que el fraude a la Seguridad Social es mucho mayor del que nosotros considerábamos

Pilar Oviedo, secretaria provincial del sindicato de enfermería SATSE, no sale de su asombro una vez conocida esta nueva liquidación: "Es evidente que el fraude a la Seguridad Social es mucho mayor del que nosotros considerábamos, porque esta liquidación se corresponde con periodos sobre los que ya había una acta anterior. Si no se han cotizado los fines de semana, tampoco se han abonado esos salarios, lo que supone un ingente ahorro en nóminas del Sergas con aquel personal contratado al que da de baja los fines de semana", señaló. 

Nuevo varapalo de 40.000 euros de la Inspección de Trabajo al Sergas por defraudar a la...
comentarios